mujeres lideres y gobernantes que vivieron en el México antiguo

Mujeres líderes y gobernantes en el México prehispánico


Fuera como herederas legítimas, esposas o madres, ellas guiaron y fueron líderes para sus pueblos, enfrentaron a enemigos, invasores y negociaron treguas.

Cuando nos referimos a la historia y culturas prehispánicas lo más común es que los personajes femeninos que influyeron sobre su pueblo pasen desapercibidos o sean olvidados bajo la sombra de las grandes figuras de gobernantes como Moctezuma, Cuauhtémoc, incluso de los propios españoles invasores.

mujeres lideres y gobernantes que vivieron en el México antiguo

A pesar de ello, muchas mujeres representaron un importante papel en el crecimiento y desarrollo de las culturas prehispánicas. Algunas de las piezas más interesantes encontradas en el túnel oculto (descubierto hace algunos años) en la pirámide de Quetzalcóatl en Teotihuacán, son 4 esculturas, de las cuales tres eran de mujeres y una de un hombre, lo que diferenciaba a las figuras femeninas de la masculina era que su tamaño era mucho mayor que el del hombre y que tenían ropa.


"Esto es una forma de indicarnos que en Teotihuacán la mujer tenía un papel mucho más importante no solo en la estructura de poder, sino tal vez también en la religión… Las primeras deidades son femeninas..." Sergio Gómez (arqueólogo)

No obstante, en la actualidad existen estudios en los que se describe que el papel que jugaban las mujeres, en general, era de sumisión, no se puede negar que aunque no fue lo tradicional, existieron mujeres que destacaron por su rol en el poder, aunque sus historias llegan a nosotros más como leyenda, fueron figuras que sobresalieron de sus comunidades y de una forma u otra influyeron en la historia, el día de hoy te platicaremos de algunas.

Eréndira, la princesa purépecha

mujeres lideres y gobernantes que vivieron en el México antiguo

Existen muchas versiones de su historia; fue la hija de Timas, uno de los consejeros del rey purépecha (Michoacán) Timzincha, era una mujer fuerte e independiente que amaba a su pueblo y estaba dispuesta a defenderlo de cualquier enemigo, desde los pueblos vecinos hasta los invasores españoles. Su imagen más famosa es la de ella montando un caballo blanco, el cual fue botín de un enfrentamiento contra los españoles, Erendira persuadió a quienes decidieron sacrificarlo y supo domarlo para usarlo como transporte.

Se convirtió en líder de aquellos purépechas que no deseaban doblegarse, pero no soportaba ver derramada la sangre de su pueblo, ni siquiera los guerreros, fue por esto que tiempo después su imagen fue usada por los misioneros evangelizadores, para mediar la relación entre las culturas a fin de asegurar la supervivencia del pueblo purépecha.

Te compartimos un poema que cuenta su historia:

Eréndira, la princesa

Purépecha resistencia,
al yugo del invasor,
ahí radica la esencia
de su linaje de honor.

¿Quién fue esa linda niña,
del lago, de la campiña,
que montose en un caballo,
blanco, veloz, como rayo?

Eréndira, La Princesa,
reflejo de la entereza,
de noble cuna y nacencia,
líder de la resistencia.

Elogiemos los esmeros,
de un puñado de guerreros,
de patriotas, nacionales,
rendidos por criminales.

¿Cómo explicar, con palabras,
la valentía de su sangre?,
¡contesta Olid, tú que cargas
la ofensa de esa raigambre!

Claro que los conquistaron,
sobre inocencia triunfaron,
con el vigor de las armas,
vencieron tan fieles almas.

La heroína michoacana,
sintió la traición cercana,
del despechado Nanuma,
que trocó oro por pluma.

La codicia estaba en casa,
un cobarde así, fracasa,
con su conciencia se enfrenta,
deslealtad, terrible afrenta.

Zinzicha, El Emperador,
entregose sin pudor,
indefenso, en lo absoluto,
Tzintzuntzan vistió de luto.

Eréndira, la indomable,
con tenacidad por sable,
no pidió salvoconducto,
en Pátzcuaro fue el reducto.

Viendo humillada su casa,
fortificó bien la plaza,
ya decidida a morir,
antes que perdón pedir.

Combatió, al darse cuenta
que, en esa batalla cruenta,
los soldados castellanos
masacraban sus hermanos.

Timas, su padre adorado,
fue también sacrificado,
muy brutal fue la campaña
que forjó tan triste hazaña.

Eréndira, La Princesa,
fuerza altiva que no cesa,
con corazón entregado
a su pueblo desgraciado.

Se negaba, por su alteza,
a dar muestras de flaqueza,
vendió cara la derrota,
¡la dignidad no se agota!

En recuerdo, “El Barrio Fuerte”,
que lo ilumine la suerte,
no olvidemos tal tormento,
le hace falta un monumento.

Erendira, La Princesa,
¡que majestad, que realeza,
pureza de las mujeres,
históricos sus ayeres!

Visionaria defensora
de una región que te añora,
precursora feminista,
por tu raza . . . humanista.

Imagen de divinos sueños,
grandes como tus empeños,
te fuiste al bosque de pinos,
¿no extrañas tu gente?, . . . dinos.

Sube a tu corcel, doncella,
rebelde, leal estrella,
vuelve a tu tierra, tu templo,
debemos seguir tu ejemplo.

Bella “mañana risueña”,
de tu libertad se dueña,
despierta mujer, despierta,
vales mucho, ya despierta.

El autor de este hermoso poema es el Lic. Gonzalo Ramos Aranda, inscrito con el Registro SEP Indautor Número 03-2013-051712171201-14.


Atotoztli II

Hija de Moctezuma Ilhuicamina (1417 ), el quinto tlatoani de Tenochtitlán, se trató de la única heredera legítima, por lo que esto explicaría que una mujer fungiera el papel de una tlatoani, aunque no le fue concedido el título, fue la primera y única gobernante en el México Antiguo.

Su gobierno se conoce de manera muy limitada, tanto en las crónicas prehispánicas como en las narraciones de los conquistadores. no se sabe a ciencia cierta por qué fue elegida como sucesora de su padre (ya que tenía un hermano y en aquella época solo los hombres eran elegidos para gobernar). Tampoco hay muchos registros o datos durante su mandato, lo cierto es que no solo fue portadora del linaje, sino que fue reina y gobernó, aunque históricamente no se le otorgue el título.

mujeres lideres y gobernantes que vivieron en el México antiguo

Los únicos registros que hablan sobre ella son:

El "Códice Ramírez" en el cual se menciona que Moctezuma I gobernó junto a su hija de 1440 a 1469.

"Relación de Genealogía" menciona que a la muerte de su padre, Atotoztli subió al poder durante cuatro años (1469-1473) y luego fue sucedida por uno de sus hijos.

Y "Origen de los mexicanos" narra que la mujer gobernó con su esposo entre 1470 y 1482, pero no ofrece detalles al respecto.

Del mismo modo, Fray Toribio de Benavente, Motolinia, en “Historia de los Indios de la Nueva España”, escribió que la mujer gobernó entre 1469 y 1481, y Francisco López de Gómara narra que "...Axayaca fue rey después de su madre".

Ilancuéitl, la primera reina de Tenochtitlán

El significado de su nombre es “faldón de anciana” y ella gobernó a los mexicas hacia 1299. Fue la esposa de Huēhueh Ācamāpīchtli, quien, cuenta la historia, estaba destinada a gobernar Tenochtitlán. Algunos la consideran una de las gobernantes más sobresalientes, lamentablemente aquel periodo histórico carece de documentos que puedan dar certeza a los estudiosos en la materia, por lo que aún hay discrepancia entre los periodos de reinado de esta pareja.

¿Qué otras mujeres líderes de la época prehispánica conoces? Coméntanos en Facebook. Te invitamos a visitar nuestro Blog y si te gustó este artículo ¡compártelo!

Si te ha gustado esto ¡dále clic!...